Facebook Twitter Google +1     Admin

CONQUISTADORES

20160818220309-dsc00153.jpg

Luis Sexto -@Sexto-Luis

   Mis ojos, que gozaron de tantos momentos de esplendor, de tan seguro 20-20, que incluso leían en el crepúsculo, sin luz, no pueden ya leer o ver TV sin las lentes. Soy un hombre a unos espejuelos pegados sin tener una nariz  superlativa, según palabras del señor don Francisco de Quevedo.

   Superlativas son, en cambio, las limitaciones de andar metiéndose a viejo, única condena que uno recibe sin que un tribunal lo sentencie. Viene como la lectura que alguna gitana etérea y eterna te echa sobre la mano bajo el  primer tajo de luz al nacer. Y no yerra cuando lee entre las líneas arrugaditas un vaticinio inexorable: Te irás poniendo viejo. Porque uno envejece desde el primer día, pero llegar a viejo, ah, eso a veces es una suerte que no les toca a cuantos se quedan a medias.

   Los viejos, por tanto, son conquistadores del tiempo;  los supervivientes que cuentan los días que ya no cuentan. Los jóvenes –y todo el que tenga 15 años más que yo, definió un geriatra, es viejo- suelen minimizar la presencia imprescindible  de los viejos. Lo aprendí en medio de la vergüenza. Hace 37 años manejaba yo auto nuevo, un Lada casi alado, y bajando por la calle L, en El Vedado, delante de mí, por la carrilera del medio, renqueaba un “almendrón” (1), que entonces no los llamábamos así, y aceleré y me le escapé por la izquierda gritándole al chofer, tan usado como su auto: Los viejos pa’la orilla. Y el hombre me alcanzó ante la roja de la calle Línea y me dijo: Oiga, jovencito, estos viejos llevan mucha gente al hospital y al trabajo. Entonces, desde Prado hasta Marianao te cobraban un peso, un descomunal peso…

Con esa  filosofía de consideraciones, voy consumiendo lo que me queda. Y aun echo mi alarde cuando me encuentro con un vecino en las escaleras de casa, porque el elevador también se encangreja por viejo, y le paso por el lado dando zancadas de dos en dos escalones. Y alguno me pregunta cómo lo puedes hacer, tú, que no puedes disimular que eres tan viejo como yo, y le digo, caramba, si fumas, y bebes, ¿también quieres subir escaleras corriendo, con aire y sin dolores precordiales?

   Petulancia un lado, voy aprendiendo a ser viejo. Ya casi sé elegir el sitio apropiado, que no es el mismo que lastimeramente quisieran darnos ciertos menores de edad: la orilla, el rincón. Y por tanto ya tengo mi plan de trabajo y de lecturas hasta los ochenta. Tal vez siga escribiendo estas crónicas, acabe de componer mis memorias profesionales y lea recuerdos de alpinistas, para averiguar cómo se clava la bandera en la cima. Y a partir de esa edad, ya veremos que me piden mis editores del periódico o de las emisoras donde todavía trabajo, hoy jóvenes y que para entonces no lo serán tanto, y quizás me pregunten qué se siente siendo viejo. Les diré que la vejez es un oficio oscuro, compuesto de mitos y de prejuicios, y que hay que interpretarla como un manual esotérico, cabalístico, y luego cualquier cosa que se diga es como volver a pasar las mismas páginas desde el principio de esa semana que compone el Génesis, y comienzas con el sol del primer día, luego verás todo lo demás, jornada a jornada, incluidas la luna,  las estrellas, y los árboles, y los animales acuáticos y aéreos, reptiles y cuadrúpedos, hasta llegar al hombre, y  enseguida la mujer, y el séptimo día corresponderá al feriado: el descanso. Así, tan rápidamente se va la vida, pero, según me aseveró un teólogo, la mujer seguirá turbando tu lado izquierdo y tu cintura de varón hasta dos días después de muerto.

(1) En Cuba, auto norteamericano fabricado durante las décadas de 1940 y 1950.

18/08/2016 15:03 Luis Sexto #. Crónicas

Comentarios » Ir a formulario



gravatar.comAutor: Gonzalo hernandez

Ay ay ay ay, pobrecito.....pero sigues con los capitalistas vendiendo tus libritoooooos....asi cualquiera

Fecha: 18/08/2016 17:46.


gravatar.comAutor: Gonzalo hernandez

Naaaaaa soy yo de nuevo

Fecha: 18/08/2016 17:47.


gravatar.comAutor: Gonzalo hernandez

Mi nombrw empieza con J

Fecha: 18/08/2016 17:48.


gravatar.comAutor: Perezgil

Gonzalo, y ese ensañamiento a qué viene. pórtese como un hombre. Asi cualquiera, escondido tras la pared de un seudónimo y una dirección falsa, puede molestar a los demás. asíno vale la pena gastar horas de conexión.

Fecha: 18/08/2016 20:24.


gravatar.comAutor: Gonzalo hernandez

Perezgil,es q no puedo poner mi nombre, el escritor del blog lo tiene bloqueado. Así q no es q me esconda es q me bloquean. Le tendra miedo a las ideas que

Fecha: 19/08/2016 03:32.


gravatar.comAutor: Gonzalo hernandez

Y me porto como un hombre. No como otros q no quieren oir otras opiniones q no sean las suyas

Fecha: 19/08/2016 03:33.


gravatar.comAutor: Pelegrín

Gonzalo, tengo la impresión que sexto sólo ha bloqueado sus insultos, porque hasta el momento usted no ha enseñado ninguna idea, sólo irrespetuosidad, despreio por los otros. No sé, pero las ideas que usted defiende deben sentirse muy mal defendidas.

Fecha: 19/08/2016 07:02.


gravatar.comAutor: Daniel Noa

Gracias, Maestro, por contagiar a los amigos con la alegría de vivir y llegar a viejos...como conquistadores. Pobres aquellos que no llegan o no se percatan de lo feliz que puede ser un viejo viendo su obra de los años vividos. Yo cada día aprendo y estudio como vivir mejor y disfrutar compartiendo lo aprendido...La sabiduría popular acuñó una frase genial: Más sabe el Diablo, por viejo, que por Diablo.

Fecha: 19/08/2016 08:58.


gravatar.comAutor: Capetillo

Deben darle una buena medalla a Sexto por su longevidad y vitalidad,maxime que vive en La Habana Cuba,donde la gente envejece en cuatro o cinco anos,lo que en otros paises demora cincuenta.El oficio de guatacon tampoco es de los que mas desgasta.

Fecha: 19/08/2016 16:11.


gravatar.comAutor: Gonzalo hernandez

Vamos a hacer una prueba. Dejemos q el propio Luis Sexto diga si me dejará decir sin bloquear abiertamente lo que pienso.
Doy mi palabra de que no diré una sola palabra obscena. Sin embargo el castellano tiene adjetivos sustantivos etc etc. Es imposible escribir sin usarlos.
Desde ahora digo que soy cubano, que amo a mi patria, que soy antiimperialista y anticapitalista.
Peeo tambien digo que no acepto al gobierno cubano actual, que se ha corrompido y agotado.
Y lo demostraré siempre y cuando me deje Luis Sexto

Fecha: 19/08/2016 16:22.


gravatar.comAutor: Riopedre

Este es de los que saben mas por diablo que por viejo,no creo que con esas cobas su vida sea tan penosa como la de los cubanos de a pie,parece que vendiendo libritos le da para pagar la carne de cerdo a 50 cup la libra.En donde se le fueron las musas fue en su veta de clarividente,cuando en tiempos de los lineamientos afirmaba que la prosperidad y la abundancia estaban a la vuelta de la esquina,se le olvido decir que la esquina estaba en Afganistan.

Fecha: 19/08/2016 16:23.


gravatar.comAutor: Despistado

Este no fue el periodista que le dijo negro a Obama?

Fecha: 19/08/2016 17:02.


gravatar.comAutor: Abelardito

No despistado,este es Sexto el profesor,que escribe para Juventud y habla en la radio culpando a la "burocracia" de todos los males que asolan al infortunado pueblo,el otro era un negro que escribia en Trabajadores y que aonque se disculpo publicamente lo despidieron,dicen que la ultima vez que lo vieron estaba de carretillero en el Trigal,tu sabes que en Cuba los negros se equivocan solamante una vez.

Fecha: 19/08/2016 23:53.


gravatar.comAutor: Gonzalo hernandez

Pelegrin y Perezgil.
Comi pueden ver, hay otras personas q SÍ OFENDEN al periodista y sin embsrgo, ustedes no dicen nada al respecto.
Le tildan de
Guatacón, de que se le fueron las musas, etc.
Y ninguno de esos epitetos los dije yo
Qué les parece?

Fecha: 20/08/2016 07:37.


gravatar.comAutor: Noel Sosa Fong

Yo me apunto a mayor..no a viejo..y disfruto de esta tercera edad..prejubilado y realizando todo aquello de las ilusiones y sueños dejadas aparcadas por trabajo, pesca , aeromodelismo y viajes...Salud para todos.

Fecha: 22/08/2016 08:11.


Añadir un comentario



No será mostrado.






Powered by Blogia

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris