Facebook Twitter Google +1     Admin

NO ME QUIERAS MATAR, CORAZÓN

20160503180043-ricardo-riveron-4.jpg

Un libro y mi opinión

Luis Sexto

He leído en estos días, si no una suma, al menos una selección de los libros publicados e inéditos  del poeta Ricardo Riverón, nacido en Zulueta, en 1949, y hoy residente en Santa Clara. Está de más decir que Riverón nació villareño y sigue villareño, aunque hoy, las nueva división político administrativa lo haga villaclareño. Pero villareño o villaclareño es lo mismo, para quienes nacimos en el centro del país hace más de 60 años. Antes de proseguir, digo que Riverón y yo nacimos muy cerca uno del otro,  en la misma década de 1940,  y algunos de sus poemas recuerdan el mismo ambiente en que también ambos nos criamos.

Este libro titulado No me quieras matar, corazón, recoge poemas de los once  libros escritos por Riverón, en un lapso de 30 años. Es una especie de autoantología que el propio poeta considera que le resultó una tarea de íntimo padecer. Porque, me parece que el poeta, poeta entero, debió ser acuciado por  la duda, y el temor del equívoco. En fin, empeño tímido y temido, pues el autor,  cualquier autor consciente, sin campanillas de vanidad,  nunca estará seguro de haber elegido el poema más significativo o el más profundo. Suele ocurrir que el poeta seleccione los versos que lo son más entrañables.

Pero el lector no necesita pensar en lo que pudo elegir el poeta; más bien necesita leer, y introducirse en el temblor del poeta, para participar de la misma experiencia. La lectura, aunque parezca paradójico, es un proceso colectivo, aunque leamos individualmente y en silencio. Más de un lector, leen a la vez posiblemente el mismo libro, tal vez repasen las mismas páginas, y en este libro compuesto de otros libros quizás relean los mismo poemas, los poemas que más los conmovieron.

En fin, si colectiva la lectura, el poeta  tampoco parte de la soledad para escribir. El poema, la poesía, cuando merece ese nombre, es una experiencia que se suscita en el acompañamiento interior. Evoca el poeta un conglomerado de rostros, querencias, ambientes y experiencias,  que le punzan y le piden un vuelo, desde las sombras, al nicho, aún no del todo iluminado, donde han de perdurar con la luz plural de la letra y la lectura.

 No me quieras matar, corazón, poemario publicado por Ediciones Unión, nos trae los olores suaves de un reino donde lo que ha sido deambula sobre el caballito de palo de la infancia que el poeta nos ofrece como medio de solidaridad y limpieza permanente.  Este libro de Ricardo Riverón, este ofertorio de poemas, libres o en estrofas clásicas como el soneto y la décima, escritos y publicados en diversos momentos, encajan, como concierto lírico de una sensibilidad nunca falsificada, ni egocéntrica. Una sensibilidad que persiste en sus orígenes, y se reparte,  de acuerdo con un verso  de Riverón, como “lluvia hipnotizada”.*

 

*Difundido  el 16 de marzo de 2016, en Epigramas, Radio Progreso, la Habana

03/05/2016 10:53 Luis Sexto #. Literatura



Powered by Blogia

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris