Facebook Twitter Google +1     Admin

DESDE LIBERTY PLAZA: OCUPAR LA MEMORIA

20111019175650-occupy-wall-street-4.jpg

 

Por Víctor Casaus, Poeta y narrador cubano

 

 

 

 

 

La pupila de un cubano en Nueva York

 

Los participantes en este movimiento insólito, indefinible y esperanzador llevan un mes ocupando un espacio que antes se llamó Liberty Park, en los alrededores de Wall Street, años después recibió otro nombre y ahora ha sido rebautizado por estos nuevos pobladores entusiastas con el viejo-nuevo nombre de Liberty Plaza.

Llegar allí, en la parte baja de Manhattan, en esta ciudad alucinante y dura, vertiginosa y muchas veces insensible, me hizo recordar al momento a un puertorriqueño-cubano, exiliado en dos ocasiones en Nueva York en la década del 30 del pasado siglo, quien partió desde allí a su destino final en las filas de los defensores de Madrid, donde encontró la muerte el 19 de diciembre de 1936, siendo comisario de una brigada republicana comandada por Valentín González, El Campesino.

Pablo de la Torriente Brau decidió, en unas de estas plazas concurridas y simbólicas de Nueva York  –Time Square– marchar a la guerra civil española. Lo contó en una carta con esta frase memorable y entusiasmada: “He tenido una idea maravillosa. Me voy a España, a la revolución española…La idea ha incendiado mi imaginación…” Pablo tomó esa decisión en medio de una demostración a favor de la república española convocada por los sectores radicales y de izquierda de entonces y las múltiples organizaciones latinoamericanas que existían en el Nueva York de la época, una de ellas fundada precisamente por Pablo, Raúl Roa y otros amigos y compañeros de lucha con el nombre de Club José Martí.

Recuerdo ahora a Pablo aquí en Liberty Plaza porque él estaría seguramente en este espacio de confrontación y dignidad, sentado frente a una computadora de nuestros tiempos o arengando, sin micrófono, a los participantes en las asambleas generales que se realizan todo los días, a la caída de la tarde, en este lugar. Lo haría sin micrófono, como estos jóvenes que ahora gritan sus opiniones y propuestas, sus criterios y ensoñaciones a la compacta multitud que los escucha. Las autoridades no han dado permiso para que se utilicen equipos de amplificación de sonido de ningún tipo, con el pretexto de que esos recursos alterarían el ambiente de esta ciudad ya de por sí eléctrica y ruidosa. Los que participan en este movimiento llamado Occupy Wall Street han encontrado solución al problema generado por la negativa de la policía y el gobierno de la ciudad: utilizan lo que llaman el micrófono del pueblo (the people’s microphone). El método es sencillo y antiguo, pero lo han hecho reverdecer en esta era y este país de formidable e implacable exuberancia tecnológica: el orador lanza una frase al aire, un pequeño coro de unas diez personas a su lado lo repite y esa frase va viajando de boca en oído hasta el fondo de la Plaza.

Recuerdo nuevamente a Pablo aquí en Liberty Plaza escuchando a los oradores de esta asamblea general, porque él polemizó en una noche memorable con los enemigos franquistas del Parapeto de la Muerte, junto al pueblo de Buitrago del Lozoya, 70 kilómetros al norte de Madrid, a donde habían llegado las fuerzas golpistas en su camino hacia la capital. Nunca lograron avanzar por esa vía. Fueron detenidos en aquel punto, en el que era defendida el agua de Madrid –proveniente de los embalses generosos del Lozoya– por los improvisados y valerosos milicianos entre los que se encontraba el corresponsal de la revista New Masses de Nueva York y El Machete de México, que trajo su palabra, desde América, para los “camaradas fascistas” de las trincheras enemigas, desde la Peña del Alemán, una noche clara de octubre de 1936. Y Pablo lo hizo también entonces con “el micrófono del pueblo”, bajo la noche lunar de Buitrago, desde una plaza de la libertad que nunca fue tomada.

Los integrantes de Occupy Wall Street utilizan ahora, sobre todo, los múltiples caminos que proporcionan las nuevas tecnologías de comunicación. Desde esta plaza han salido los miles de correos electrónicos, comentarios, mensajes, llamamientos que han difundido la poética y la política de esta acción en cada rincón de Estados Unidos… y en muchos lugares del mundo. Por eso hoy existen más de 700 sitios como este cercano a Wall Street en diversos lugares del país, caracterizados por la presencia de bolsas de dormir, carteles hechos a mano, pequeños stands armados sobre una manta, en el piso, donde se anuncia que allí está reunida una representación del 99% del país, el que no pertenece al 1% restante que detenta y acrecienta día a día su riqueza material, en detrimento de esa amplísima mayoría silenciosa que ha reencontrado por el momento su voz en estas ocupaciones sorprendentes y emocionantes que se reproducen hoy en diversas ciudades del mundo.

Pero también estos activistas que expresan su descontento con la estructura económica, política y social del país han utilizado el canal conocido de las publicaciones impresas. Por eso tengo frente a mí ahora este ejemplar de The Occupied Wall Street Journal, editado y distribjuido por ellos y ellas, que anuncia en su primera página: “La revolución comienza en casa”. El título de la publicación, un periódico de cuatro amplias páginas (mucho más grandes que los diarios habituales) es ejemplo de dos elementos que están presentes en muchas de esas acciones –y que también me recuerdan, por supuesto, a Pablo de la Torriente Brau–: el humor y la ironía. Con la palabra intercalada en rojo (Occupied) los activistas han hecho una apropiación del título del periódico ultraconservador, insignia y vocero del 1%.

En sus páginas centrales se incluyen sus opiniones sobre Por qué ocupamos.  Estas son algunas de ellas.

Porque las empresas que no pagaron impuestos y fueron rescatadas por el gobierno están destruyendo nuestra economía. @asucunt.

Mi hija merece un futuro mejor. @jstlilone

Siento más confianza en los que duermen en la calle que en los banqueros, los corredores y los políticos. @critmasspanic.

La democracia se construye, no se otorga. @reverendmanny

Cada generación necesita su propia revolución. (Thomas Jefferson) @ash_anderson

Las firmas remiten a la red Twitter. En ella y en otros espacios similares, bien utilizados para la confrontación a favor de la justicia, la igualdad y la verdadera democracia, andaría por estos días, aquí en Liberty Plaza y en muchos claros rincones del mundo, Pablo de la Torriente Brau.

En eso pensé cuando Julio, un puertorriqueño que acababa de viajar a esta ciudad para unirse a Occupy Wall Street, me dio este ejemplar del periódico en español y me dijo: “Trabajamos para traducir y publicar estos 50 mil ejemplares que volaron en una mañana. Por eso vine. Porque los latinos somos y seremos la fuerza mayor de este país que hay que cambiar para que el 99% tenga justicia, paz y dignidad”.

Y siguió entregando ejemplares de este Wall Street Journal ocupado, como Liberty Plaza, por estos sorprendentes, indefinibles, alentadores vientos de cambio.

 

19/10/2011 12:56 Luis Sexto #. Política

Comentarios » Ir a formulario



gravatar.comAutor: OBREGON

Que hermoso cuando los jovenes y no tan jovenes en las sociedades democraticas ejercen su derecho a protestar,que pena que los jovenes y no tan jovenes que en Cuba viven no puedan disfrutar de este derecho,Ay Pablo menos mal que viviste en otra epoca en esta de ahora las calles son de Fidel y a los que se atreven a expresar la mas minima opinion contraria al regimen lsa hordas de la policia y el ministerio los atropellan y los muelen a palos

Fecha: 20/10/2011 05:34.


gravatar.comAutor: MANTECON

GRACIAS FIDEL,sin ti todavia estuvieramos en Cuba y no hubiesemos venido a vivir a este pais,tierra de libertad y de prosperidad,que dures cien anos para que mas hermanos nuestros puedan venir

Fecha: 20/10/2011 07:34.


gravatar.comAutor: BOLONDRON

Si algo bueno tienen los comunistas en Cuba es lo tolerantes que han sido siempre con los que discrepan de sus ideas,un manuel de trato respetuoso y de buenas maneras que han tenido siempre,especialmente con las damas de blanco,la senora Pollan aun despues de muerta deben de dolerle los chichones y magullones que durante anos le propinaron los agentes de la seguridad

Fecha: 20/10/2011 08:06.


gravatar.comAutor: Caja registradora

Lo que puede el dinerito de la oficina de intereses, aguantar palos, claro, palos virtuales. Porque la difunta Pollán, que en gloria esté, no parecía estar tan magullada. Estaba gordiata y siempre aparecía sonriendo en las fotos. ?Acaso trataba de disimular el papel que había aasumido? Compay, compay Mantecón y lo demáas grasientos. Ten cuidado que los palos también están llegando a USA. Recuerda que Usa no tiene amigos, sino intereses.

Fecha: 20/10/2011 09:51.


gravatar.comAutor: José Sánchez

Oigan, escribanos, no invoquen el nombre de Pablo, porque si Pablo viviera, se estuviera cagando en todos ustedes, cipayos. Me parece que estaría en una trinchera frente a Miami, insultandolos con su ingenio, que ustedes no tienen, por su conducta proyanqui. A lo mejor, también les diera una buena trompada, y de verdad que estuviera merecida. Pablo no pertenece a los vendepatrias, sino a las calles de La Habana.

Fecha: 20/10/2011 09:57.


gravatar.comAutor: RIVERON

Y que decir de lo humanos y tolerantes que se portaron en Banes con la madre y los familiares de Orlando Zapata, a la pobre vieja y a sus hijas y hermanas las pateaban y las revolcaban,porque querian ir a ponerle flores al pobre hijo que a su vez se lo reventaron en las prisiones y luego lo dejaron morir de hambre y deshidratacion,y solo lo empezaron a atender cuando el mal ya era irremediable,si Pablo hubiese vivido todo esto de seguro se hubiese enrolado en la falange por la verguenza de que lo llamaran comunista

Fecha: 20/10/2011 10:22.


gravatar.comAutor: CALDERON

Pablo y Masferrer pelearon juntos del lado del bando republicano,Pablo murio y Rolando del tiro se convirtio en anticomunista y en Cuba se dedico a casar comunistas y a colgarlos amen de que le pateo las nalgas al aprendiz de expedicionario de Fidel cuando lo de cayo Confite,si Pablo hubiese vivido o le hubiesen dado paredom o viviese en Miami

Fecha: 20/10/2011 10:29.


gravatar.comAutor: El Catey

Soy de Banes, y te pregunto si tú, Reverón, estabas allí para confirmarlo. Poque ya sabemos de los cuentos de caminos. Pero ahora habría que preguntarle a la propia vieja si estraría de acudo con prestarse para esos trajines después que lasa promesas de casa gratis y vida gratis se fue al carajo. ?Quién puede creer en ustedes, siempre fajados por el dinero? O me vas a decir que es mentira. Yo sí puedo decirte que mucho de lo que uStedes dicen es mentira. Lo que si parece verdad ques que la Policía de NY city le cae a palos a los indignados.

Fecha: 20/10/2011 10:33.


gravatar.comAutor: Nojodas

Yo creo que a Zapata nadie lo dejó morir de hambre. Hay que preguntarle a ese pobre y casi analfeto albañil y delincuente común quién lo convenció y sobre todo quién lo sedujo para aventurarse en esa tipo de acción. Él no sabía para tanto. Y nadie lo dejó morir de hambre; el eligió esa muerte, y ustedes lo ayudaron. Necesitaban un mártir, un mártir infeliz, porque ninguno de ustedes tiene cojones para atreverse a ser mártir. Es muy fácil hablar e inventar cuentos desde el exterior y, además, cobrar por hacerlo. Mira, al negro Farinas '?por qué siempre serán negros?- no se muere: siempre lo salvan. El día que le pasen a la Oficina de intereses el dinero que cuesta sacar a ese sicópata de la muerte, hasta ese día habrá huelgas de hambre. Y nada menos que de hambre, ustedes que son unos comelones.

Fecha: 20/10/2011 10:42.


gravatar.comAutor: NAPOLEON

Esta anecdota me la conto un amigo hace un tiempo,me dijo que en Cuba antes del 59,habia una agencia llamada BRAC(buro de represion de actividades comunistas)cuentan que la esposa de Roa habia ido a una muebleria y una vez alli compro un buro y encargo que se lo llevaran a la casa,cuando los agentes de la muebleria llegaron con el buro a la casa de Roa este salia del bano casi desnudo,y al sentir que tocaban a la puerta pregunto:QUIEN ES?,y le contestaron de la puerta:SOMOS LA GENTE DEL BURO,y dicen que Roa se tiro desnudo de una ventana del fondo y se partio un tobillo,no se si sera verdad pero todos estos tipos eran iguales...PURA MIERDA

Fecha: 20/10/2011 10:45.


gravatar.comAutor: Nojodas

Tengo tiempo para responderte, Napoleón en miniatura. Roa no era un mierda. Lo que pasa es que el Brac, buró de represión de actividades comunistas, que dirgía el teniente Castaño, formado en USA en escuelas especiales para fabricar policías torturadores, en verdad cortaba huevos y luego te tiraba en una cuneta. No digo yo si por una ventana en cueros... Por una rendija me hubiera yo tirado, antes de perder los huevos, eso que tú perdiste desde hace rato. Hasta del Empire state uno se lanza del Empire. Y además, es cosa bajuna hablar de los hombres de ese modo tan irrespetuos. Roa en calzoncillos sigue siendo una de las personalidades más iriginales de Cuba, y uno de los escritorss mejor dotados. Tal vez lo que ustedes sientan es que les estuvo dando golpes hasta su muerte. Vamos, vamos, una causa se avalúa también por la gente que la defiende. Y Roa, y Pablo y tantos mas, enaltecen la causa de una Cuba libre de yanquis y gusanos, como diría Neruda.

Fecha: 20/10/2011 11:01.


gravatar.comAutor: MOREJON

Motivos de un indignado cubano
1-Estoy indignado porque mi hijo Pepito cumplio ocho anos y no le venden mas leche
2-Estoy indignado porque el representante del sindicato me dijo que ya no voy a seguir trabajando,pues racionaron la plantilla.
3-Estoy indignado porque con el dinero que me pagan no puedo comprar en la tienda.
4-Estoy indignado porque vivimos 14 de familia en un albergue hace diez anos y no resuelven nada
5-Estoy indignado porque no me dejan usar internet y ni siquiera puedo oir Radio Marti
6-Estoy indignado porque quiero ganarme un viajecito al extranjero y no lo consigo.
7-Estoy indignado porque no me alcanza el arroz y no puedo comprar carne de lo cara que esta.
8-Estoy indignado porque no me puedo disparar el cafe mezclado que sabe a mierda de fosa
9-Estoy indignado porque mis primos de Miami me mandaron dinero para comprarme un carrito pero no me dejan porque no trabajo para el estado
10-Estoy muy indignado pero mejor me callo la boca y sigo aplaudiendo porque si protesto me hacen trizas

Fecha: 20/10/2011 11:06.


gravatar.comAutor: El guapo

Pero qué pendejo eres; tanta indignación pa na... pa terminar como lo que eres: un fana.

Fecha: 20/10/2011 13:15.


Añadir un comentario



No será mostrado.






Powered by Blogia

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris